De acuerdo a sus objetivos las aplicaciones de Inteligencia de Negocios pueden ser clasificadas 4 categorías. Cada una de estas categorías requiere un nivel de madurez diferente de la organización que la implementa ya que implica importantes cambios en la cultura de la empresa:

Reporteo

El objetivo de este tipo de aplicaciones es informativo, básicamente informan ¿Qué pasó? Estas aplicaciones son las más fáciles y sencillas de implementar y requieren un nivel de madurez bajo de la organización, a pesar de esto no deben despreciarse porque implica que la organización está dispuesta a medir sus procesos y a usar las medidas como un importante criterio de decisión. Este nivel de madurez exige poco de la organización.

Análisis:

Estas aplicaciones buscar proveer a los usuarios de una infraestructura para entender el ¿Por qué pasó? y requieren un importante salto en la madurez de la organización ya que cambia sustancialmente la forma de pensar de los analistas y la inteligencia colectiva de la organización. Al mismo tiempo, desde el punto de vista técnico más difícil en la madurez de las aplicaciones de BI. Las aplicaciones de análisis exige que los decisores tomen confíen en los números que es un nivel de madurez que debe adquirirse en la etapa de reporteo.

Monitoreo

Las aplicaciones de Reportes-Análisis básicamente comunican hechos históricos, algo que ya ocurrió, y que no podemos cambiar. Por otra parte las aplicaciones de monitoreo se preocupan por ¿Qué quiero que pase?/ ¿Qué está pasando? La organización se fija metas cuantificables, las mide y las controla en tiempo muy cercano al real con la intención de poder cambiar los resultados. Un importarte error en que caen algunas organizaciones es querer pasar de Reporteo directamente a monitoreo sin construir una infraestructura de análisis, esto en mi opinión un error ya que la monitorear sin entender el porqué ocurren los eventos es inútil.

Pronóstico

Finalmente el mayor nivel de madurez es el que le permite a la organización emplear métodos estadísticos para saber ¿Qué va a pasar? Estas aplicaciones en realidad son una extensión de las de monitoreo y le permiten a la organización saber que va a ocurrir si no cambian nada, o sea puede verse como un tipo de monitoreo pro-activo, que permite cambiar el resultado antes que se produzca.

Últimas entradas de Javier Loria (ver todo)